Saltar al contenido
Trail Running España

El ácido láctico. Los 3 grandes mitos

11/09/2020
ácido láctico - principal

Estamos constantemente escuchando diferentes afirmaciones sobre el ácido láctico y la mayoría son falsos mitos. Pero, ¿sabes realmente lo que es el famoso ácido láctico?. Nos lo cuentan nuestros amigos de Facebook de Runner de Corazón.

En una futura entrada os contaremos diferentes maneras para reducir el ácido láctico en sangre cuando está en niveles por encima de lo normal.

¿Es el responsable de la fatiga y las agujetas?

Pese a que muchos creen que el ácido láctico o lactato, es un enemigo de los corredores, un producto de desecho que genera las famosas agujetas y agotamiento, lo cierto es que su función es diferente.

Por ello, a continuación intentaremos explicarte de una manera simple, cómo funciona el ácido láctico en tu cuerpo y cuál es su rol en la fatiga muscular.

1. El ácido láctico genera “quemazón” en los músculos (FALSO)

1. El mito

Seguro que en algún entrenamiento intenso has sentido “fuego en tus músculos“. Un típico ejemplo es un entrenamiento con sprints, donde corres a máxima velocidad y corta duración. Ahí sentirás fuego en tus piernas. La mayoría de las personas atribuyen esta sensación al ácido láctico.

El ácido láctico genera "quemazón" en los músculos
El ácido láctico genera “quemazón” en los músculos

2. La verdad

Mientras continúes corriendo lento, tu cuerpo reconvierte y recicla el ácido láctico eficientemente en energía. El problema se da cuando comienzas a correr demasiado rápido y necesitas más energía. En este momento, la producción de lactato comienza a aumentar. La producción de lactato será tanta que tu cuerpo pierde la habilidad de convertir el lactato y expulsar los productos de desecho.

Este punto se denomina umbral de lactato. Alcanzar este umbral produce reducción de la fuerza muscular y la posterior disminución de la velocidad. Aunque pareciera que el culpable de estos efectos perjudiciales para el rendimiento fuera directamente el ácido láctico, la verdad es que el aumento en exceso de la producción de lactato y disminución considerable de su reconversión produce acidosis en sangre.

Esta acidosis es la VERDADERA responsable de que tus músculos no puedan seguir trabajando a la misma intensidad. Se produce por el incremento de la liberación de iones de hidrógeno que interfieren con la producción de energía. Realizar entrenamientos que obliguen a tu cuerpo con el “buen uso” del lactato puede ayudarte a prevenir la acidosis muscular y así ayudarte a que puedas correr rápido durante mayor tiempo.

Por lo tanto, la presencia moderada de ácido láctico en sangre no es negativo, es su presencia en altas concentraciones la que produce esta situación poco deseable.

3. De hecho…

Si tu cuerpo no produjera lactato, esta acidosis se produciría mucho mas rápido, y llegarías mas rápido a la fatiga. Justamente aquí aparece la importancia del lactato. Por ello, podríamos decir que el ácido láctico no es un enemigo de los corredores, sino un gran aliado, que puede ayudarte a correr mas kilómetros y mas rápidos

2. El ácido láctico es un producto de deshecho y causa la fatiga (FALSO)

1. El mito

Durante mucho tiempo, se pensó que el ácido láctico era un producto de desecho a producido en los músculos durante la actividad. Además se creyó que era la causa de la fatiga muscular.

El lactato es un producto de deshecho y causa la fatiga
El lactato es un producto de deshecho y causa la fatiga

2. La verdad

Hoy existen suficientes evidencias que indican que tu cuerpo reutiliza el lactato como fuente de energía para tus músculos. El ácido láctico o lactato es un compuesto químico que participa en diversos procesos metabolicos dentro de tu cuerpo.

Aunque muchos creen que el lactato es un producto de desecho que aparece como consecuencia de la actividad anaeróbica (cuando realizas actividad física de alta intensidad), lo cierto es que el lactato se forma continuamente, incluso en reposo y durante el ejercicio moderado.

Cuando corres lentamente, el lactato circula (en sangre) y es utilizado por tu cuerpo, ya que es un metabolito intermediario que colabora como fuente de energía. Es decir, cuando corres lento, tu cuerpo descompone la glucosa para obtener energía y un producto de esta reacción química es el lactato (subproducto no desecho).

3. De hecho…

Se estima que aproximadamente el 75% del lactato producido dentro de las células musculares se recicla en glucosa, siendo utilizada como combustible. El lactato realmente ayuda a retrasar la fatiga muscular en lugar de causarla

3. El ácido láctico causa las agujetas (ERROR)

1. El mito

Seguro que alguna vez entrenaste duro y luego tus músculos sintieron el esfuerzo. Este dolor muscular de aparición retardada o DOMS (comunmente “agujetas”) se caracteriza por sensibilidad muscular, pérdida de la fuerza y rango de movimiento durante las 24-72 horas siguientes al esfuerzo físico.

Aunque muchos de los deportistas y corredores suele creer que las agujetas son consecuencia de la acumulación de lactato en los músculos. Contrariamente a lo que muchos creen, el lactato, no es el responsable del dolor muscular que se siente en los días posteriores al ejercicio extenuante.

El ácido láctico causa las agujetas
El ácido láctico causa las agujetas

2. La verdad

La Teoría del ácido láctico esta basada en la suposición de que el ácido láctico continúa siendo producido después de la actividad física. La acumulación de productos de deshecho dentro de los músculos causaría un estímulo nocivo y la percepción de dolor posterior a la actividad física.

Sin embargo, algunas investigaciones (Hermansen & Stensvold) señalan que el lactato tiende a ser eliminado después de 1 hora de actividad física. Asimismo, estudios (Schwane et al) realizados al correr cuesta abajo (en comparación a correr sin cuestas) demostraron una mayor aparición de agujetas aunque la producción de lactato fue menor.

3. De hecho…

Los investigadores que han examinado los niveles de lactato inmediatamente después del ejercicio, encuentran poca correlación con el nivel de dolor muscular que se siente unos días más tarde”

En esta entrada te contamos cómo reducir el dolor muscular post-entreno a través del empleo de medias compresivas:

¡¡NO SEREMOS LOS MEJORES, PERO ENTRE TODOS SOMOS LOS MÁS MOLONES!!

SÍGUENOS EN TODAS NUESTRAS RRSS:

A %d blogueros les gusta esto: