Saltar al contenido
Trail Running España

La fractura por estrés de los metatarsos

24/01/2022
La fractura por estrés de los metatarsos

Daniel Porro (@daniel_atrio3) nos escribe para contarnos acerca de la fractura por estrés de los metatarsos, qué es, cómo se produce y qué hacer si sufrimos un problema similar. Daniel es director del centro de fisioterapia, nutrición y podología Atrio 3. Toma nota.

En anteriores entradas tratábamos otra lesión frecuente con Daniel, el esguince de tobillo o rodilla (click aquí).

¿Qué es una fractura por estrés de los metatarsos?

La fractura por estrés de los metatarsos se produce generalmente por repeticiones al correr o por microtraumatismos directos repetidos de bajo impacto, lo que produce un desgaste, en este caso, en la parte anterior del pie.

Este tipo de dolencia es muy común en fondistas y marchadores y suele aparecer muy comúnmente también en corredores de ultrafondo y ultradistancia por repetición o por golpeos en la planta de los pies contra las piedras/rocas o terreno irregular. También es frecuente en personas con sobrepeso cuando tratan de iniciar una actividad deportiva.

¿Cómo detectar esta fractura?

En muchas ocasiones es difícil de detectar la lesión, pues al realizar una resonancia o una radiografía no aparecen signos claros hasta pasadas 3 semanas desde la lesión, detectándose un engrosamiento o inflamación de los metatarsos. Sin embargo, en un 50% de los casos puede deberse la dolencia a otras circunstancias.

La fractura por estrés de los metatarsos

Afortunadamente, la resonancia sí nos permite controlar el estado de la evolución de la inflamación y evaluar correctamente su estado y recuperación. Generalmente, el dolor aparece entre el 2º y 4º metatarso y ese es el que nos va a dar la garantía de que pueda ser una fractura por estrés. Por lo que la resonancia es una herramienta de suma importancia para la determinación de esta lesión.

Tratamiento

Según el grado de afección, la recuperación puede durar entre 2 y 3 meses, por lo que pasado este periodo se puede reanudar la actividad física de manera «normal». Entre las diferentes opciones que se proponen para mitigar los efectos de esta lesión se incluyen:

  • Vendaje funcional elástico: entre 1 y 2 semanas.
  • Reposo y descarga.
  • Plantillas.
  • Readaptación deportiva: correr en agua para reducir en medida de lo posible el impacto.
  • Tratar de mantener el pie en alto.
  • Ultrasonidos con radiofrecuencia: para recuperar el edema oseo a nivel externo con programas capacitivos o resistivos para la parte interna.
La fractura por estrés de los metatarsos
La fractura por estrés de los metatarsos

«Si quieres más información puedes consultar con Daniel Porro en el número de teléfono 687393636 o en atrio3.com«


¡¡NO SEREMOS LOS MEJORES, PERO ENTRE TODOS SOMOS LOS MÁS MOLONES!!

SÍGUENOS EN TODAS NUESTRAS RRSS:

Revista y Comunidad de Trail Running España
A %d blogueros les gusta esto: