Saltar al contenido
Trail Running España

Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)

24/07/2020
primera experiencia - principal

Victoria Barbadillo nos envía este fantástico artículo para contarnos su primera experiencia en el Trail. Victoria nos comenta que escribir junto con correr por las montañas son sus dos mayores aficiones. Nos lo cuenta ella misma…

¿Mi primera experiencia en trail?

Aún recuerdo aquella experiencia con ternura, como los toros que van al burladero, con la inocencia típica de la niña que va a subirse al escenario de la actuación de fin de curso, que por mucho que tuvieras la coreografía aprendida te estaba mirando “hasta el apuntador”.

«Frenesí, nervios, locura y escalofríos por todo el cuerpo«

Llevaba tan solo 5 meses en esto que le llaman “el runing”. Había pasado de casi 90 kilos a 75 y lo más que había corrido era una popular de 10 kilómetros. Eso sí, a 40º C sevillanos, que no son pocos.

La primera carrera

Vi el cartel en Facebook y no lo dudé, tenía intriga por saber qué hacía sonreír a tanta gente en las metas. Fue casi premonitorio. 17 Kilómetros, Pinar de la Breña (Barbate), nocturna. Ale Hop!

Y allí que se planta una, con unas zapas de trail bastante más baratas de lo aconsejado, mi bendita cara de inocencia feliz, pistoletazo y … carril de arena. Pues sí que empezamos bien.

Iba con una amiga de San Fernando, mucho más ducha que yo en la materia (era fácil), pero si algo me caracteriza, es la cabezonería, y tenía claro que aunque fuera andando, aquí  la gaditana se calzaba la carrera así saliera el sol por Antequera.

Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)
Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)

Kilómetros y kilómetros

Kilómetros y kilómetros de arena de pinar, mezclados con olor a réflex, sudor, frontales y un avituallamiento que nunca llegaba. Santa paciencia de mi querida Vero, que solo me oía resoplar y resoplar cual toro miura. Me concentraba en mi respiración y en los consejos de mi amiga Monte que me taladraban el cerebro:

«Las sales Vicky, las sales…. Bebe mucha agua, come fruta, no mires el reloj…”

A medida que superaba los kilómetros me repetía a mí misma: “Otros han podido, tu no vas a ser menos”. Y así fue. Al entrar en la playa oí al Speaker y me emocioné.  Lo que para mí había sido un imposible meses antes, se estaba convirtiendo en una realidad. Crucé esa meta emocionada, llorando, ya si sabía que se sentía y creedme cuando digo que cada gota de sudor me pareció ínfima, al lado de lo que sentí al pasar ese arco.

De los 17…a los 21…a los 50 y….a las 100 millas

Esos 17 kilómetros en aquella noche de Agosto dieron paso a 21 en Septiembre. Trails con más desnivel, subiendo kilómetros, aumentando entrenamientos hasta llegar en Enero al Trail de Álora y superar los 50 kilómetros.

No sigo relatando mi periplo en este mundillo, porque anécdotas y batallitas, tengo para un libro. Diré que seguí y seguí guiada por mi corazón, hasta recorrer en Octubre de 2019 las 100 Millas en el Valle del Genal.

Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)
Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)

Solo fueron 17 kilómetros…

«Sí, 17 kilómetros, pero fueron los primeros. Los primeros de una madre de dos niñas, que trabajaba 7 horas todos los días, dónde sacar tiempo para entrenar era a veces un imposible«

Una madre con muchos kilos de más, que un día decidió soñar y hacer realidad su sueño calzándose unas zapatillas y demostrándose a sí misma que se puede. Una madre que encontró en el Trail no solo un deporte o una afición, si no un modo de vida, una filosofía, afán de superación, metas, sueños.

«A mí me cambió la vida»

Al final todo eso se traduce en vida. Y siempre que me preguntan qué es para mí el Trail, digo lo mismo: “A mí me cambió la vida”.

Esta loca sigue siendo una madre de dos niñas, mujer, que corre, que tiene sueños y disfruta poniéndose retos y metas con las que seguir superándose.

«En el fondo, sigo siendo esa loca soñadora que se plantó en Barbate con muchos miedos e ilusiones. Solo que con unas zapatillas de 180 euros, muchas experiencias en los bolsillos y un puñado de valentía para romper sus límites«

Mi primera experiencia (Victoria Barbadillo)

«Y pensar que ese día llegué a creer que no podía… ¡Las vueltas que da la vida!«

¡¡NO SEREMOS LOS MEJORES, PERO ENTRE TODOS SOMOS LOS MÁS MOLONES!!

SÍGUENOS EN TODAS NUESTRAS RRSS:

A %d blogueros les gusta esto: